lunes, 18 de julio de 2011

Los esquimales, resolución de conflictos




 
Siempre sorprendendentes, adaptados al medio hostil en el que viven, los esquimales, Inuit, no se complican la vida. Es típico estudiar en antropología el caso de cómo resuelven sus conflictos -cuando los hay-normalmente cuando, tras el ofrecimiento de iglús a otros esquimales cazadores, la mujer de uno decide quedarse con el inuit visitante… Resuelven el conflicto de la siguiente forma:
Pacíficamente mediante una especie de ritual poético-musical (tordlotut) en el que se representa un juego de ridiculización de los litigantes ante la asamblea tribal.
Primeramente, los familiares de cada bando solo ríen apoyando a su esquimal pero, poco a poco, se van decantando por el que les hace reír mas, que se proclama ganador.
Necesitan cooperar y llevarse bien en tan, como digo, hostil medio -el hielo-.
Sus costumbres están reflejadas muy bien, es este libro Iglús en la noche de Hans Ruesch

Erasmo de Rotterdam: "Reírse de todo es propio de tontos, pero no reírse de nada lo es de estúpidos".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada